Ars longa, vita brevis

Farewell London

27 de August de 2009

Farewell

Pues se acabó el viaje a Londres, muy disfrutado y muy aprovechado. He disparado 1.092 fotografías, como bien sabe alguna que otra persona, he destrozado un par de pares de zapatos y he visto un montón de cosas.

La principal diferencia que he encontrado desde la última vez que había estado allí (en agosto de 2001) es que da la sensación de que todo es mucho más barato. No es que sea así, por supuesto, pero la fuerza del euro en comparación con la libra ha hecho que los precios prácticamente se equiparen. En 2001, una libra valía aproximadamente 280 pesetas, y además la moneda de libra era —y es— muy parecida a la vieja moneda de veinte duros. Eso hacía que gastases como si una libra fueran cien pesetas, y era desastroso, lo que unido al hecho de que un café, o lo que esa gente llama café, valiera una libra podía acabar con malas sorpresas al hacer recuento de dinero al final de las vacaciones. Ahora, sin embargo, el euro y la libra están casi a la par, teniendo un poco más de valor la última. Y como la inflación ha sido mucho mayor en España que en el Reino Unido, pues al haber subido tanto los precios en nuestro querido país, la diferencia entre comprar, comer y desplazarse en un sitio y en otro no es muy grande. Haz clic en more para ver unas cuantas fotos.

Para ver las fotos a mayor tamaño, haz clic sobre ellas, lo que te llevará a la página de la fotografía en Flickr. Una vez allí, sobre la foto hay unos cuantos iconos. Haz clic sobre el de la lupa que tiene un signo ‘+’ en el centro y escoge la resolución.

DSC01902
El siempre impresionante Tower Bridge, que te lleva casi directamente a la Torre de Londres, que le da su nombre (aparte de las torres que lo adornan, claro).

DSC01903
Vista de la ribera opuesta a la Torre de Londres, donde se pueden ver algunos edificios bastante originales, como el Ayuntamiento, a la izquierda del todo.

Torre de Londres
La Torre de Londres, el castillo donde Enrique VIII encerraba y asesinaba a sus esposas, inaugurando la tradición protestante del divorcio por lo sano.

DSC02032
Edificio de la Tate Modern, la principal galería de arte moderno de Londres. La sensación que me produjo ver los cuadros que tienen allí es indescriptible —a pesar de que, por falta de tiempo, no pude estar más de una hora—. En el corto paseo que di, pude ver obras de Max Ernst, Joan Miró, Pablo Picasso, René Magritte, Francis Bacon, Jackson Pollock, Marcel Duchamp, Paul Nash, Francisco Picabia, Paul Klee, Diego Rivera, Balthus, Marc Chagall, Dod Procter, Meredith Frampton, Giorgio de Chirico, Giacometti, André Derain, Henri Matisse, Fernand Léger y muchos otros. Aparte de, no nos engañemos, mucha basura tipo un cubo lleno de ladrillos y cosas así. Pero lo que valía la pena compensaba con creces lo otro.

St. Paul's
La monumental Catedral de San Pablo, al final del vanguardista Millenium Bridge.

DSC01971
The Monument, enorme pilar en recordatorio del incendio que arrasó Londres en 1666.

Frente al Shakespeare's Globe
Un momento literario frente al reconstruido Shakespeare’s Globe, a escasos metros de donde se ubicaba el original (y donde actualmente hay una placa recordándolo).

Y que no se me olvide: un pequeño golpecito en los morros de todos aquellos que me han acusado de repetir demasiado las corbatas:

DSC01725
Con corbata rosa, morada y negra a la orilla del Támesis, con las Houses of Parliament de fondo.

DSC01515
Con corbata negra en el Museo de Historia Natural.

DSC01914
Con corbata amarilla en Tower Bridge.

En Regent Street
Con corbata negra, gris y blanca en el cruce entre Oxford St. y Regent St.

DSC01338
Al final del día, con la corbata en el bolsillo y cara de agotado.

DSC01843_2
En Canada Square, frente a la estación de metro de Canary Wharf. ¡Esto ni siquiera es una corbata!

En resumen, un viaje inolvidable por muchos motivos. Guiño. Os recomiendo que veáis algunas de las fotos a tamaño completo, porque merecen la pena, no tanto por el fotógrafo como por el motivo. Y también os recomiendo que vayáis. Yo pienso hacerlo más veces. Pero aprovechad ahora que el cambio de moneda juega a nuestro favor. Si la dichosa crisis os lo permite, claro.

2 comentarios en “Farewell London”

  • # antonio molina dice:
    28 de August de 2009 a las 11:54

    Seguro que para la foto en la que apareces sin corbata, al final del día, te quitaste alguna repe…

  • # MrBlonde dice:
    28 de August de 2009 a las 12:52

    Yo estuve hace casi diez años, pero era muy crío e iba con mis padres, así que no se puede decir que disfrutara la ciudad de verdad. Me encantaría volver.

Escribe un comentario

Hay que comer

Archivos

Búsqueda

La Lengua en tu mail

Tu dirección de email:

FeedBlitz

Video

Más vídeos aquí

Fotos

www.flickr.com
Elementos de Elias.gomez Ir a la galería de Elias.gomez

Estadisticas


Ver estadísticas

La Lengua se publica con Wordpress | RSS de las entradas y de los comentarios | Diseño web: Dodepecho