La Lengua

Dura lex, sed lex

12/02/2004

Verso



Un gran amigo mío, L., dice que mucha gente piensa que escribir en verso es pasar a la línea de abajo antes de concluir la presente.

Medio por casualidad he descubierto a Ángel González. Creo que su obra más conocida es Tratado de urbanidad, de los años sesenta. He leído tres o cuatro poemas y no necesito más: este hombre es un poeta. Hubo épocas en que el calificativo bastaba para que a uno lo coronasen de laureles; hoy no. Ángel González. Con vosotros, un poeta. Disfrutadlo.

Siempre lo que quieras

Cuando tengas dinero regálame un anillo,
cuando no tengas nada dame una esquina de tu boca,
cuando no sepas qué hacer vente conmigo
-pero luego no digas que no sabes lo que haces.


Haces haces de leña en las mañanas
y se te vuelven flores en los brazos.
Yo te sostengo asida por los pétalos,
como te muevas te arrancaré el aroma.


Pero ya te lo dije:
cuando quieras marcharte ésta es la puerta:
se llama Ángel y conduce al llanto.

0 Comments:

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home